Ortega va contra banqueros: Arrestan a Luis Rivas, presidente ejecutivo de Banpro

Luis Rivas Anduray fue arrestado por una supuesta investigación en su contra por realizar "actos que menoscaban la independencia, la soberanía, la autodeterminación e incitar a la injerencia extranjera en los asuntos internos" del país.

La Policía Nacional afín a Daniel Ortega arrestó este martes en horas de la noche al presidente ejecutivo del Banco de la Producción (Banpro) Luis Rivas Anduray, elevando la parada contra el gran capital, luego de haber detenido la semana anterior al expresidente del sector privado José Adán Aguerri quien durante varios años fue el vínculo entre el mandatario sandinista y los empresarios nicaragüenses hasta que se rompió el llamado «diálogo de consenso» tras las protestas de 2018.

Rivas fue detenido por una supuesta investigación en su contra por realizar «actos que menoscaban la independencia, la soberanía y la autodeterminación de los pueblos», a como está establecido en la Ley No. 1055, aprobada a finales de 2020. 

El representante de Banpro sería el segundo empresario en ser detenido en Nicaragua luego de semanas de arrestos contra líderes de oposición y precandidatos presidenciales. El fin de semana, Ortega ordenó a través de la policía, la captura de cinco miembros del Movimiento Renovador Sandinista, hoy llamado Unamos, dentro de ellos la mítica exguerrillera Dora María Téllez, el exvicecanciller Victor Hugo Tinoco y Hugo Torres.

OEA presiona a Nicaragua para que impulse reforma electoral y libere a «presos políticos»

Por su parte, Banpro emitió un comunicado la mañana de este miércoles 16 de junio afirmando que «estamos seguros de la calidad moral del Dr. Rivas y confiamos que se podrá esclarecer su situación. Banpro, Grupo Promérica, como institución responsable ratifica su apego a las leyes vigentes en nuestro país».

Venganza contra el gran capital

El arresto al directivo de Banpro es una de las acciones más fuertes de Ortega tras romperse el diálogo de consenso que estableció con el sector privado tras su retorno al poder.

Ortega emprendió una persecución primeramente fiscal contra los empresarios a quienes los acusó durante sus discursos de haber sido supuestos cómplices de lo que llamó «intento de golpe de Estado» a las protestas de 2018, luego fue escalando con movidas intimidatorias contra el gran capital.

En el caso de Banpro, en 2018 una camioneta con presuntos simpatizantes del oficialismo proyectó en las paredes de la sede del edificio financiero un video con una clara amenaza contra éstos. «Justicia para las víctimas del terrorismo golpista», decía parte del video. A través del extinto periódico El Nuevo Diario, propiedad del grupo empresarial se denunció el hecho.

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.