Estados Unidos dice que trabaja con OEA para resolver crisis en Nicaragua por la vía electoral

Michael Kozak, Secretario adjunto para Asuntos del Hemisferio Occidental de Estados Unidos publicó un tuit en el que asegura que su país trabaja en coordinación con la Organización de Estados Americanos a fin de «resolver la crisis en Nicaragua a través de reformas electorales y elecciones libres y justas en 2021».

Kozak también advirtió que «el régimen de Ortega debe dejar de reprimir a sus ciudadanos, restaurar la democracia y cumplir con sus compromisos internacionales».

Sesión clave hoy en OEA

Esta mañana se llevó a cabo una sesión especial en la OEA donde se analizó la situación política de Nicaragua y la mayoría de países estuvo de acuerdo en que es necesario dar los siguientes pasos para iniciar el proceso de aplicación del artículo 21 de la Carta Democrática Interamericana.

“Ante la falta de voluntad de diálogo del gobierno de Daniel Ortega hacemos nuestra la conclusión de la Comisión de Alto Nivel respecto a que hay una alteración del orden constitucional que afecta gravemente el orden democrático en Nicaragua» dijo Luis Almagro, Secretario General del organismo.

Almagro consideró que «definitivamente es necesario ir a procesos subsiguientes que lleven a la declaración de esa alteración del orden constitucional”.

Las reformas electorales

Las reformas electorales son una demanda férrea de empresarios y de la misma Alianza Cívica. El Director Ejecutivo de esa organización Juan Sebastián Chamorro consideró incluso la fecha de firma de una Coalición Nacional como «trivial» y dijo que la prioridad era impulsar cambios en el sistema electoral.

Sin embargo el gobierno de Ortega se rehúsa a iniciar ese proceso.

Incluso, el pasado 27 de febrero el gobierno dejó vencer un memorándum de entendimiento que había firmado dos años atrás con la OEA para facilitar el acompañamiento del organismo en los procesos de reforma electoral, así como en la observación de los comicios nacionales en 2021.

El vencimiento de ese acuerdo permitirá a Ortega impulsar reformas electorales de manera unilateral si así lo quisiera.

Wilfredo Navarro, diputado sandinista dijo en febrero pasado que las reformas no se llevarían a cabo con movimientos de sociedad civil, sino solo con partidos políticos con representación en la Asamblea Nacional, siendo la mayoría de ellos, calificados como colaboracionistas del actual gobierno.

Estados Unidos no dio detalles de cómo pretenden presionar a Ortega para llevar a cabo estas reformas.

Foto principal: Nicaragua Investiga 

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.