Ortega acusado de abuso sexual por su hijastra

En 1998 Daniel Ortega fue acusado de abuso sexual por su propia hijastra, Zoilamérica Ortega Murillo. Ella asegura que los ultrajes iniciaron cuando tenía 11 años y Ortega inició una relación amorosa con su madre Rosario Murillo, mientras estaban exiliados en Costa Rica.

También asegura que su madre en lugar de defenderla, empezó a sentir un profundo resentimiento en su contra, pues la acusaba de haber «provocado» a Ortega, siendo que ella era apenas una niña. Esos celos de Murillo se tradujeron en constantes maltratos que culminaron hasta que ella la corrió de la casa,dejándola en total desamparo. Los abusos de Ortega y el maltrato de su madre sobrevinieron en serios problemas de depresión y constantes enfermedades generadas por el estrés.

Según Zoilamérica, muchos altos cuadros del FSLN lo supieron y le dijeron que ese «era su aporte a la revolución». Rosario Murillo apoyó a Ortega y acusó a su hija de tener intereses políticos y ambiciones. Hoy, Zoliamérica se encuentra exiliada en Costa Rica, debido a que su madre le cerró todas las puertas para que ella pudiera trabajar y ganarse la vida en Nicaragua.

Aquí te mostramos un resumen de aquel caso.

 

El contenido que acabas de ver es producido por un equipo periodístico que se esfuerza y se arriesga cada día en medio de la persecución y la censura. Enfrentamos muchos desafíos para que los nicaragüenses se informen.

Danos tu apoyo para seguir.

El contenido que acabas de ver es producido por un equipo periodístico que se esfuerza y se arriesga cada día en medio de la persecución y la censura. Enfrentamos muchos desafíos para que los nicaragüenses se informen.

Danos tu apoyo para seguir.

Suscribite ahora mismo y recibí gratis nuestras noticias recientes.