Preso político Uriel Pérez ve salir cadáveres del Hospital Alemán Nicaragüense

El preso político Uriel Pérez continúa recuperándose en la sala del Hospital Alemán Nicaragüense en la que permanecen los pacientes con covid-19, donde ve morir a las personas, según información de su mamá y su abogado defensor.

Pérez fue hospitalizado hace 21 días tras presentar síntomas relacionados al coronavirus. Hasta entonces ha mostrado mejoría en su salud y ha cumplió con todo el tratamiento que le han recetado los médicos.

TAMBIÉN LEA: Posible brote de covid-19 en la cárcel La “Modelo”; dos presos políticos hospitalizados

Silviana Pérez, madre del reo político, dijo a Nicaragua Investiga que hasta el día de hoy no ha visto a su hijo desde que fue hospitalizado y únicamente se comunica vía telefonía con él.

Sin embargo, Pérez le ha expresado a su mamá que lo mantienen en el área de pediatría del Hospital Alemán Nicaragüense, una sala habilitada donde solo permanecen pacientes con Covid-19.

“No lo veo, nunca lo he visto, porque ahí es solo vía telefónica donde le preguntas cómo está y él me dice que está bien ya. Él puede decirme yo me siento bien pero no sé realmente cómo está ahí adentro”, manifestó la madre de Pérez a este medio de comunicación.

Silviana Pérez relata que hace dos semanas le habían notificado a su hijo que ya estaba de alta, pero la decisión cambió cuando presuntamente tenía que terminar un tratamiento, que al principio lo tomó en tabletas, pero ya se le terminó.

-“Él me dijo que ya no, no le están aplicándole nada de tratamiento”, reveló la madre de Uriel Pérez.

“Mamá fijese que hay tantas personas que están falleciendo”

Silviana Pérez relata que en las conversaciones con su hijo le ha insistido que solicite un cambio de sala en el hospital por la mejoría que muestra, pues el lugar donde está el reo político “no es recomendable”, ya que a su vez observa fallecimientos.

“Mamá fíjese que hay tantas personas que están falleciendo yo no puedo estar aquí, yo no resisto y yo me pongo mal”, nos cuenta Silviana Pérez en relación a las muertes que mira su hijo y que presuntamente son por COVID19.

Su mamá, según dijo a este medio de comunicación, lo único que pide es que su hijo sea trasladado a su casa o a la sala de los pacientes que se han recuperado por el virus.

“Él no puede ir a la cárcel porque saliendo de ahí tiene que tener una dieta, su tratamiento y ahí quién se lo va a dar”, añade Silviana Pérez en relación si su hijo lo remiten nuevamente a las celdas.

Julio Montenegro, abogado defensor de algunos presos políticos, sostiene que las condiciones en la que mantienen a Uriel Pérez “le está provocando un daño, hay una secuela, una consecuencia” donde las afectaciones van de carácter somático y después de orden psíquico debido al temor y al pánico.

“Actualmente tiene 20 días –hasta el día de ayer– ya ha superado el problema, está en un lugar donde se miran salir cadáveres, personas salir en estado gravoso o que llegan en estado gravoso”, afirmó el abogado de Uriel Pérez.

Preocupación de los familiares del preso político

Montenegro explicó a este medio de comunicación que los familiares de Uriel Pérez le han indicado su preocupación sobre el caso del recluso y el riesgo que corre al permanecer en esa sala hospitalaria.

De igual manera Montenegro reveló que la misma preocupación ha llevado a los familiares a tomar una decisión de ser sacado del hospital y sea trasladado al Sistema Penitenciario, sin embargo, el abogado alega que si “¿irán a ver mejores condiciones a las celdas donde lo lleven?, es la pregunta que les dirige a los familiares.

El abogado también recuerda que hay muchos presos políticos que están en huelga de hambre por el motivo de no querer estar ahí, ya que “miran a muchos con los síntomas del COVID19, porque aparentemente hay personas que han sacado enfermos, inclusive algunos hasta afirman de muertes”, dejó claro el abogado Julio Montenegro.

Foto principal: Artículo 66

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.