Panamá prohíbe caravanas de extranjeros y advierte que podrían ser deportados

Las autoridades del Servicio de Migración de Panamá han advertido que cualquier tipo de «caravana» en búsqueda de una salida del país será penalizada por las leyes.

La alerta surge tras la aglomeración de cientos de nicaragüenses el pasado 2 de julio en la Terminal de Albrook, que solicitaban se les permitiera la movilización para retornar a su país.

La prohibición de las autoridades migratorias surge en medio de la preocupación por este tipo de agrupaciones en medio de la crisis sanitaria del Covid-19.

De acuerdo al comunicado de Migración, al extranjero que «atente contra la seguridad nacional, el orden público, la moral o la salud pública» se le cancelará la residencia o permanencia, será retenido en un albergue, y esperará hasta la reapertura de las fronteras para finalmente ser deportado.

La medida imposibilitaría el retorno de los detenidos al país, quienes estarían saliendo de forma forzosa de Panamá, y ya no a través de un retorno voluntario.

«El único procedimiento válido para las salidas de Panamá por razones humanitarias es a través de las respectivas representaciones diplomáticas» destaca el comunicado, por lo que los extranjeros deberían esperar a que se cumplan todos los procedimientos de solicitud y que se les autorice una fecha de salida, evitando así cualquier tipo de aglomeración.

Panamá mantiene restringida la movilidad en el país desde el pasado 6 de junio, con el propósito de «mitigar la propagación de la pandemia del Covid-19».

Tras negociaciones con los gobiernos de Costa Rica y Nicaragua, acordó permitir la salida de los extranjeros, pero esta deberá ser llevada a cabo con las medidas pertinentes.

Este sábado el primer grupo de migrantes nicaragüenses provenientes de Panamá, arribó al país.

Foto: Cortesía 

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.