Nicaragua registra hasta diez detenidos por agresiones sexuales en un mismo día

El pasado 8 de julio, la Policía Nacional informó que diez personas fueron detenidas por cometer delitos de agresión sexual.

De acuerdo a la información oficial, seis fueron capturados en Chinandega y cuatro en el departamento de Rivas.

El informe de 2019 del Instituto de Medicina Legal (IML) ya indicaba que el total de casos de violencia sexual reportados por día era de 10.3, cifra que puede confirmarse con estos últimos casos.

Sin embargo, las denuncias recibidas por la Policía Nacional, representan apenas la mitad de los peritajes totales que realiza el IML, por lo que resulta alarmante considerar cuántos casos se están registrando realmente al día, sobre todo ante el hecho de que las estadísticas no están actualizadas.

El anuario de 2018, el último publicado por el IML, destaca que se realizaron un total de 4,085 peritajes por violencia sexual. Mientras los datos de la Policía Nacional del mismo año, lograron acumular apenas 1,596 denuncias.

De estos 4,085 peritajes, 1,679 fueron a niños y niñas menores de 12 años,

Marvin García, de la Federación Coordinadora Nicaragüense de ONG que Trabaja con la Niñez y Adolescencia (Codeni), considera que a raíz de la crisis sociopolítica se ha presentado un temor de denunciar ante las autoridades, además que “ha estado más enfocada en asuntos de interés políticos partidarios que en darle respuesta a la población sobre casos de denuncias”.

Denuncias no son atendidas en su totalidad

Los datos revelan que, de los 11,340 casos ingresados en los juzgados de violencia en 2018, solo 8,648 fueron resueltos por parte del Poder Judicial.

García destaca que las Comisarías de la Mujer hasta el 2016 eran entidades especializadas en brindar atención a víctimas de violencia de género, “ahí había psicólogos, ahí había especialistas, ahí había forenses, ahí había policías con una larga trayectoria en estos temas”, hasta que estas fueron cerradas.

Luego, los casos de violencia sexual fueron atendidos por la Dirección de Auxilio Judicial, quienes a juicio de García no se encontraban especializados en el tema.

Durante este 2020, las comisarías han sido reinauguradas, y feministas han señalado que no confían en esta nueva instalación.

Sobre todo, porque a raíz de la crisis sociopolítica consideran que no pueden presentarse ante las comisarías ya que “si tienen una voz distinta” al gobierno podrían convertirse en víctimas de persecución.

De igual forma alertan que aún no existen planes detallados de cómo se brindará seguimiento a las víctimas de violencia, y que esto se ha limitado únicamente a la apertura física de las comisarías.

De los 11,340 casos ingresados en los juzgados de violencia en 2018, solo 8,648 fueron resueltos por parte del Poder Judicial.

Colectivos de mujeres realizan sus propios registros

Ante la falta de datos ofrecidos por las autoridades, organizaciones de mujeres se han encargado de llevar sus propios registros de femicidios y abusos sexuales con la información que alcancen a recopilar.

El Observatorio por la Vida de las Mujeres registró durante el I semestre del año 2020 un total de 24 casos de violaciones, 13 de abusos sexuales, 1 de estupro, 2 de explotación sexual, 2 de exhibicionismo, y 4 de intentos de violación.

De acuerdo a la información brindada por el Observatorio, únicamente cuatro de estos casos se encuentran en medio de un proceso legal y dos han sido detenidos.

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.