9 nicaragüenses varados en Guatemala dan positivo al Covid-19

Nueve nicaragüenses de un total 42 que se encuentran varados en Guatemala tratando de volver al país, dieron positivo a la prueba de Covid-19.

La prueba fue solicitada como requisito por parte del gobierno de Daniel Ortega para permitir su ingreso.

Estas personas llevan varios días durmiendo a la intemperie en espera de una respuesta gubernamental, pero ante la medida impuesta se decepcionaron.

Ninguno tenía recursos para asumir el costo de la prueba, por el orden de los 150 dólares.

El gobierno no apoyó a estas personas con la realización de estos análisis clínicos, como tampoco lo hizo con un viaje humanitario de repatriación que solicitaron.

Fue gracias a una organización no gubernamental guatemalteca que se pudieron realizar el examen. Las 33 personas que resultaron negativas insisten en ingresar a Nicaragua.

«Lo único que nosotros pedimos es que a nosotros, los que salimos negativo que nos dejen pasar, porque ahorita los casos positivos ya los tienen en una casa, ya los están tratando», dijo Sayra  Laguna, deportista que se encuentra en el grupo de varados.

Laguna explicó que la clínica que hizo los exámenes tuvieron algunos errores en el registro de datos y eso ha retrasado el proceso para que Guatemala les permita salir.

«Ahorita estamos corriendo con las gestiones de esas pruebas, para que se certifiquen que los que van a viajar, todos, están sanos», dijo Marlon Caldera, parte del grupo de apoyo que realiza estas gestiones.

Caldera explicó que las personas contagiadas no presentaban ninguna complicación y que ya están «en cuarentena y con medicamentos».

Pruebas de Covid-19 fueron hechas a nicaragüenses gracias a organismos humanitarios. Foto: Cortesía

Durmiendo en el suelo

La situación es angustiante para los que se encuentran en la frontera porque están sin dinero, y no tienen un lugar donde dormir.

«Las condiciones en las que estamos no son las mejores», dijo Laguna, que relata que el dueño de una gasolinera les ha permitido quedarse ahí por una noche.

Mientras un padre jesuita y el ejército de Honduras, así como habitantes de Honduras, en la zona fronteriza donde se encuentran les han regalado alimentos.

«Estamos durmiendo en el suelo, no ha sido fácil estar acá», finalizó Laguna.

Foto principal: Cortesía

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.