Clínica dental niega «negligencia médica» por la muerte del joven tras la extracción de muela

Clínica dental niega cualquier acusación en su contra y salva de responsabilidades a la doctora cirujana que atendió al joven rivense.

Después de una semana de conocer la denuncia de familiares de Martín Chavarría, de 28 años de edad, quien falleció tras la extracción de una muela cordal el pasado 19 de febrero, este miércoles la Clínica Dental, a la que acudió el joven rivense, se pronunció en un comunicado negando cualquier acusación en su contra y aseguró que al momento de trasladar al paciente al hospital departamental éste se encontraba «consciente y orientado».

A pesar que el comunicado fue eliminado horas después de su publicación, las redes sociales hicieron viral el documento en el que la Clínica Dental Rivense explicó que la odontóloga maxilofacial, Kristabel Dávila Rivera, de 39 años de edad, encargada de la cirugía del joven, fue contratada por sus servicios profesionales con el «conocimiento y consentimiento del paciente».

Asimismo, la administración de la clínica dental manifestó que el paciente «indicó ser una persona sana y sin antecedentes patológicos, por lo que no se ordenaron exámenes de laboratorio previo a la cirugía», librando de cualquier responsabilidad a la doctora quien fue contratada para «asegurar que el procedimiento fuera realizado por el profesional de competencia».

Joven rivense muere luego de una extracción de muela

«Se exigen las ordenes de exámenes específicos cuando el paciente refiere presentar una o más enfermedades sistémicas previamente diagnosticadas o al menos referir o presentar síntomas que hagan sospechar al dentista de una enfermedad no diagnosticada», se lee en el comunicado.

Comunicado contradice denuncia de la esposa del fallecido

La clínica también afirmó que la doctora fue quien «solicitó tratamiento anti hemorrágico a la farmacia» al momento de que el paciente presentó un sangrado severo segundos después de la extracción de las raíces, y agregó que «la cirujana decidió trasladar al paciente» y acompañarlo hasta el centro público.

Joel Grillo y Martín Chavarría. Foto: Cortesía

Sin embargo, su esposa Jael Grillo, dijo en entrevista anterior a este medio que ella fue la encargada de llevar el medicamento anti hemorrágico a la doctora luego de comunicar lo que estaba sucediendo, e incluso, denunció que la cirujana no quiso trasladar al joven en su carro, por lo cual tuvo que acudir a su padre (suegro de Martín) para trasladarlo inmediatamente.

Según la denuncia, la doctora aprovechó para hacer varias llamadas antes de dar el traslado al joven, lo que hizo que el paciente perdiera mucha más sangre y fuese internado en estado grave, y por lo cual aduce que se trató de una supuesta negligencia médica.

«Tengo las pruebas que fui yo quien compró el medicamento y trasladé a mi esposo al hospital», aseguró Jael.

Como medio responsable intentamos comunicarnos vía telefónica con Ana Gabriel, encargada de la clínica dental, y con la doctora Kristabel Dávila Rivera, pero ninguna atendió a nuestras llamadas.

El contenido que acabas de ver es producido por un equipo periodístico que se esfuerza y se arriesga cada día en medio de la persecución y la censura. Enfrentamos muchos desafíos para que los nicaragüenses se informen.

Danos tu apoyo para seguir.

El contenido que acabas de ver es producido por un equipo periodístico que se esfuerza y se arriesga cada día en medio de la persecución y la censura. Enfrentamos muchos desafíos para que los nicaragüenses se informen.

Danos tu apoyo para seguir.

Suscribite ahora mismo y recibí gratis nuestras noticias recientes.