Responden a discurso de Ortega: «Mentir sobre la pandemia es ofender a las miles de familias»

Este 19 de julio el presidente de Nicaragua Daniel Ortega reapareció brindando un discurso cometiendo errores en las cifras de las personas que han fallecido por el COVID19. El mandatario no sabía el dato exacto sobre los decesos. «En estos momentos ya andan acercándose a los «100» muertos por Covid19«, dijo dudando y viendo en dirección donde se encontraba Martha Reyes, Ministra de Salud.

Ortega demostró un pensamiento desorganizado, incluso, desinformado sobre el avance de la pandemia del COVID19 en Nicaragua. Le dictaron la cifra de 91 muertes por COVID19, pero el conteo oficial del Ministerio de Salud (Minsa) indica que es de 99.

Ortega enfatizó de 12 mil muertes en el país por otras causas leyendo cifras «exactas». Destacó que el «trabajo del sector salud ha sido intenso» por los nacimientos que los reemplazó por las muertes, pues alegó que hay más nacimientos que muertos.

«No encontramos con un total de fallecidos de 12,100; y nacimiento 24, 899, el doble de los fallecidos nacieron gracias a Dios», dijo minimizando las muertes y el sufrimiento de las familias que han perdido a un ser querido.

Rosario Murillo y Daniel Ortega comparecieron públicamente este 19 de julio en la Plaza de la Revolución. Foto: Presidencia

«Mentir sobre la pandemia es ofender a las miles de familias»

La doctora Magda Alonso, quien perdió a su padre y doctor Adán Alonso hace un mes, dijo a Nicaragua Investiga que no tuvo la mínima intención de prestarle atención al discurso de Ortega.

«No lo oí, no lo quise oír, me quise evitar ese dolor porque sabía que iba a mentir sobre la pandemia, y mentir sobre la pandemia es ofender a las miles de familias que igual que yo hoy lloramos a nuestros fallecidos por el COVID19», expresó Alonso.

«Estoy segura que muchas (familias) no quieren saber nada de él (presidente Ortega)», dice. «Nos duelen sus palabras, nos duelen sus mentiras, nos duele que nieguen a nuestros muertos, nos duele que nieguen nuestro dolor», lamentó la doctora.

¿Somos ganado? ¿No valemos más que una cifra?

Dicho conteo fue criticado por el sacerdote Leonel Alfaro, nuevo Vicario Parroquial de la Divina Misericordia. El religioso se preguntó si se trataba de «ganado», por la forma en que mencionó las cifras de muertes el mandatario.

«¿Somos ganado? ¿No valemos más que una cifra? ¿Simplemente encajamos en unas estadísticas? Según esa lógica, se repuso a los nicaragüenses que murieron porque se duplicó la cantidad de nacidos. Muchas muertes pudieron evitarse si la política de salud de este país fuese eficiente», escribió el padre Alfaro en su cuenta de Twitter.
Daniel Ortega finalizó su comparecencia sin decretar ninguna medida oficial para mitigar la diseminación del virus. Oficialmente el Ministerio de Educación (Mined) aseguró que el 21 de julio las clases presenciales continuarán en el país.
Mientras que la Unidad Sindical Magisterial de Nicaragua reporta más de 30 docente fallecidos por causas del virus. Nicaragua ha sido el único país en Centroamérica que no ha suspendido las clases regulares de forma presencial. Mientras que las universidades públicas tendrán clases «por encuentros», y no por líneas como las casas de estudios privadas y los centros escolares donde estudian los nietos de la familia presidencial.

Foto principal: El 19 Digital

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.