Las advertencias de los eurodiputados al asno – Por Lafito

Ésta figura, erguida, no nos hace mucha gracia, pues advertimos en él —después de dos intentos— el ser herrado y no el errar.  Dista mucho este equino erguido de la inteligencia, fuerza y resistencia del asno; el jumento que llevare, en su lomo, el culo famoso de Sancho.

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.