¿Vale la pena invertir durante una crisis?

Las inversiones siempre conllevan un riesgo, pero ante el contexto del país, expertas llaman a tener especial precaución para no enfrentar pérdidas.

Durante los últimos tres años Nicaragua ha estado ante una recesión económica que ha dejado el cierre de más de 3 mil empresas y la pérdida de más de 200 mil empleos, según las estadísticas oficiales. Los altos niveles de desempleo han llevado a muchos nicaragüenses a emprender para asegurar sus fuentes de ingresos. Sin embargo, ante los recientes acontecimientos sociopolíticos del país, también incrementa la incertidumbre sobre si una inversión en estos tiempos es una buena opción.

Empresas privadas citadas a fiscalía ante pasividad de Cosep

Las inversiones siempre conllevan un riesgo —unas en mayor medida que otras— pero ante el contexto del país, con una crisis sanitaria, otra sociopolítica, y el hecho de que se trata de un año electoral; expertas llaman a tener especial precaución si se está evaluando realizar una inversión.

Karla Quiñónez, representante del sector Mipyme de la Cámara de Industrias de Nicaragua (Cadin), considera que ante los últimos hechos documentados «el país no es nada atractivo para invertir» y comparte que incluso en el mercado local las empresas tienden a parar sus compras programadas cuando estos acontecimientos ocurren, «restringen todos sus movimientos económicos a causa de la incertidumbre».

¿Necesidad o ingreso extra?

Gisella Canales, directora de la plataforma financiera Dele Peso a sus Pesos, recuerda que las crisis se caracterizan precisamente por «inestabilidad» y ante el contexto particular de Nicaragua es importante tomar en cuenta que «no se sabe lo que pueda ocurrir mañana».

Destaca que existen diferentes tipos de inversiones, pues «algunas que surgen por necesidad, sobre todo los emprendimientos, donde una persona a pesar de que ha buscado por mucho tiempo una fuente de empleo no encontró, entonces ni modo lo poco que tiene decide invertirlo en un negocio para generar ingresos», y por otro lado, están los inversionistas que ya tienen una fuente de ingreso, que «tienen cierto dinero ahorrado y quieren darle movimiento».

Funides: Economía de Nicaragua podría crecer hasta 3.7% durante 2021

En el caso de los emprendimientos, Canales comparte que probablemente no existan más opciones que arriesgarse, y por ello lo que recomienda es que la inversión sea «lo más aterrizada posible», que no se haga «a ciegas» y que se explore el mercado para emprender con bases sólidas.

Quiñónez destaca que los emprendimientos que han surgido desde 2018 «en algún momento fueron de subsistencia» y que actualmente todas las empresas pequeñas están cerrando o pasando a la informalidad, lo cual afecta al país ya que estas «dejan de pagar impuestos al volverse informales y entonces es una situación que afecta al mismo gobierno porque la recaudación se cae».

En cuánto a los «ingresos extras», Canales recomienda tener cuidado en el tipo de inversión que se escoja pues hay unas que son más riesgosas que otras, «y un principio financiero es que cuando vos esperas más rendimiento, el riesgo es mayor; si buscas más ganancias, el negocio al que vas a entrar tiende a ser mas riesgoso».

Comparte que la clave es estudiar el contexto, «analiza bien si es una inversión local, una inversión fuera, una inversión entre familia o si tiene algo que ver que se pueda modificar por el tema político; toma en cuenta esto para tomar la decisión, si vos sentís que corre un riesgo por el tema político mejor espera, al fin y al cabo faltan seis meses aproximadamente para saber qué rumbo va a tomar la situación, entonces es mejor esperar seis meses que perder todo tu dinero».

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.