Hablemos de Salud Mental

 salud mental yoga

La Salud mental es un tema de interés común por múltiples razones, la principal es que debemos cultivarla y preservarla para poder afrontar adecuadamente los desafíos de la vida.

Las personas que gozan de una aparente salud mental, no están exentas de desarrollar problemas  emocionales o conductuales, crisis de pareja, conflictos familiares, estrés laboral, enfermedades físicas y a vivir situaciones  traumáticas que pueden romper el equilibrio y la capacidad de resiliencia con la que se afronta el día a día.

Ninguna persona, por más equilibrada que sea, está exenta de vivir episodios de crisis o atravesar problemas vitales que le lleven a necesitar la ayuda de un profesional de la salud mental, pero el requerir dicho recurso no es fácil como se escucha debido a estigmas enraizados y de estereotipos negativos que hemos construido en el ámbito social, familiar y hasta personal.

Nicaragua invierte 15 córdobas al año por habitante en salud mental

Por lo general, estos estereotipos contienen  un trasfondo de rechazo y de discriminación hacia aquellos que parecen no tener su vida bajo control. Esto está relacionado a la concepción de que estas personas son de alguna manera inferiores o simplemente diferentes al resto de la población concebida como “normal y también está la fuerte creencia de quienes acuden a consultas serán etiquetados como locos. Es necesario sensibilizarnos en el tema desde el hogar y en las escuelas, en esta última, urgen materias que enseñen gestión de emociones e inteligencia emocional como mínimo, ya que ayudaría a prevenir  muchos trastornos en etapas tempranas y a disminuir el flagelo del suicidio así como la resolución de conflictos  mediante el diálogo.

Existen muchas definiciones de salud mental que difieren muy poco entre sí. Según la OMS, la salud mental se define como “un estado de bienestar en el cual el individuo es consciente de sus  capacidades, puede afrontar las tensiones normales de la vida, trabajar de forma productiva  y de contribuir a la sociedad.

¿Cuándo buscar ayuda de un profesional de la salud mental?

Existen una serie de síntomas o situaciones que deben inducir a quienes los experimentan a buscar el apoyo de un especialista.

En general, puede ser necesaria la ayuda profesional si estás experimentando alguno de estos síntomas:

  • Cambios en los hábitos alimenticios.
  • Alteración del sueño. (insomnio, hipersomnia, interrupciones del sueño, pesadillas recurrentes)
  • Incapacidad para afrontar los problemas o las actividades de la vida diaria.
  • Sensación de desconexión o retiro de las actividades normales (Ganas de aislarse)
  • Ansiedad y Obsesiones excesivas.
  • Tristeza, depresión, apatía prolongadas, desesperanza.
  • Pensamientos o deseo de suicidarse o dañar a otros.
  • Percibe que todo el mundo está en su contra.
  • Ha fallecido un familiar o una persona muy cercana y no es capaz de asumir su ausencia, afectando su vida diaria más allá del duelo normal de un año.

(Duelo patológico)

  • Abuso de sustancias.
  • Cambios extremos he incontrolables de humor, agresividad, irritabilidad, que pueden desencadenar situaciones límite y hasta problemas legales.
  • Escuchar, ver, sentir, oler estímulos que otros no perciben.
  • Se experimentan dolencias físicas como consecuencia de la somatización de los problemas:  dolores en diferentes partes del cuerpo, presión en el pecho, aumento de la frecuencia cardiaca, hiperventilación o respiración muy superficial y acelerada, sudoración, cefalea.
  • Muchas personas que tienen trastornos de salud mental consideran que sus signos y síntomas son parte normal de la vida o evitan el tratamiento por vergüenza o miedo.

¿Cómo cuidar la Salud mental?

  • Cuidar los hábitos de alimenticios para prevenir problemas de salud física y mental, lo ideal es tener una dieta equilibrada, baja en grasa.
  • Realizar ejercicios físicos con regularidad.
  • Prestar atención a la higiene personal, la vestimenta, etc.
  • Planeación de horarios para evitar el estrés.
  • Reducir o eliminar el consumo de sustancias tóxicas.
  • Socializar, estar con contacto con la naturaleza, evitar el exceso de información catastrófica, violenta.
  • Regular el tiempo que se dedica a la tecnología, uso de TV, computadoras, celulares, ect.
  • Mantenga pensamiento, actitud y dialogo positivos.
  • Fomente el diálogo en sus relaciones interpersonales.
  • Entre otros

Es hora de darle a la salud metal la importancia que amerita, cuidarla y procurarla tanto como la salud física.

Y si en este momento estas experimentado algún síntoma que le haga pensar que necesita ayuda profesional, no dude en acudir a tiempo para evitar la profundización de los mismos. Algunos padecimientos mentales pueden requerir de tratamientos intensivos a largo plazo y mucho trabajo duro en las etapas más avanzadas, en la gran mayoría de los casos , las personas se pueden recuperar, llevar una vida plena y productiva.

Si te preocupa tu salud mental o la de algún miembro de tu familia no dudes en pedir Ayuda,

Un psiquiatra, psicólogo, neurólogo debe de realizar el  diagnóstico y establecer el plan de intervención que el caso amerita.

  • La autora es Psicóloga Clínica con especialidad en Psicología Forense y Violencia Intrafamiliar.  Email: [email protected]

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.