Iglesia Católica se pronuncia contra asedio policial y ofensas de funcionarios

La iglesia católica de Nicaragua a través de la Comisión de Justicia y Paz de la Arquidiócesis de Managua se pronunció este primero de marzo en contra del asedio constante de la policía en el país y llamó a la ciudadanía a no ser «indiferentes o simples espectadores» de las «situaciones dramáticas y dolorosas que se siguen dando en el país».

«El asedio contra cualquier expresión opositora y organizaciones de víctimas que reclaman justicia y verdad, agresión física hacía hacia el ejercicio del periodismo, lenguaje soez y violencia irracional de parte de quienes debería proteger la seguridad de los ciudadanos», dice el comunicado de la iglesia.

El pasado 25 de febrero, las imágenes de un agente antidisturbios amenazando de muerte al periodista Yelsin Espinoza REyes y su familia dieron la vuelta al mundo. En tanto Rosario Murillo, a través de sus medios ha lanzado ofensas contra los opositores y los obispos de la iglesia católica a quienes señaló de «manipular la fe» y «bendecir el terrorismo».

La comisión eclesiástica también señala que han recibido «con dolor, noticias de crímenes y muertes impunes, especialmente en las comunidades del interior del país».

Varios campesinos opositores han sido asesinados en los últimos meses sin que se abra una investigación oficial, y además líderes comunitarios mayagnas y miskitus han denunciado la invasión de colonos en sus tierras y ataques armados de estos, sin que las autoridades ejecuten un plan de atención especial.

Las agresiones contra periodistas, opositores y activistas de derechos humanos es creciente en Nicaragua. Foto: NI

«Sin salida»

La Comisión de Justicia y Paz de la Iglesia considera que «no se vislumbra hasta el presente caminos de una salida pacífica a la crisis» y cree que los principales obstáculos para esto son «la falta de condiciones mínimas para elecciones, la división por intereses mezquinos, el estado de sitio de facto y la continua violación de derechos humanos».

Las críticas de la iglesia en los últimos meses no han sido solo contra el gobierno y sus prácticas represivas, también han cuestionado las crecientes divisiones dentro de la oposición por intereses y ambiciones personales, que según dicen, han dejado atrás el tema de búsqueda de justicia y reparación.

 

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.