Zoilamérica Ortega se refiere a ola de arrestos en Nicaragua

La hija de Rosario Murillo asegura que el mensaje del actual gobierno es que harán todo lo posible por impedir que otros accedan al poder y silenciar las voces críticas dentro de la sociedad civil.

Zoilamérica Ortega Murillo, hijastra de Daniel Ortega y quien en 1998 le acusó por abuso sexual, ofreció una entrevista a la cadena DW en la que hace un análisis sobre el actual contexto nicaragüense y la ola represiva impulsada por la pareja presidencial.

Para Zoilamérica la ola de arrestos ejecutada recientemente en Nicaragua dejan claro que la intención de Daniel Ortega y Rosario Murillo es «no permitir que otro acceda al poder», pero además refleja que «tampoco están dispuestos a disputar la opinión pública y la conciencia ciudadana».

La hija exiliada de Rosario Murillo asegura que a su madre «es una persona que, por su propia historia, ha decidido llenar y resolver todos los factores de su personalidad usando el poder» y que uno de los mensajes han querido mandar al mundo con las recientes detenciones es «lo que ustedes hagan por la vía diplomática, no afecta mi capacidad de continuar adelante con mi plan de no permitir espacios de pensamiento ni de práctica democrática en Nicaragua».

Por esa razón señaló que hay dos requisitos fundamentales para encontrar una salida a la actual crisis que vive el país, una de ellas, dijo, es «que la comunidad internacional, aunque de manera tardía, reconozca que está ante un gobierno absolutamente ilegítimo, con todas las implicaciones que de eso se deriven».

Noruega condena arrestos de opositores políticos en Nicaragua 

Recordó que «cada vez que un organismo internacional realiza una acción en Nicaragua, está dándole oxígeno a la criminalidad de este gobierno». Aunque reconoce que una declaración no va a derrocar al gobierno, si lo puede debilitar seriamente el hecho de que haya una falta de reconocimiento porque eso «puede generar menos recursos, del tipo que sea, para poder seguir agrediendo a su propio país».

La otra cosa que considera necesaria es que la sociedad civil y la población se mantengan en resistencia y aprovechen cualquier espacio de lucha y denuncia para seguir poniendo en evidencia los abusos del poder.

«Es hora de aceptar que el camino que eligió no es el correcto»

Zoilamérica, relató que hace muchos años cuando ella presentó la denuncia contra Daniel Ortega, su madre la encaró y le dijo que pensara en que esa acción iba a destruir a sus hijos. «Hoy, veintitantos años después, puedo decir que mis hijos son libres y que, desgraciadamente, mis hermanos están atrapados», manifestó.

«Si en algún momento pensara que ella escucha, le diría que es hora de aceptar que el camino que eligió no es el correcto, y que piense, en última instancia, en la siguiente generación. (…)  ojalá nuestros hijos y nuestros nietos no tengan de qué avergonzarse ante este tejido de complicidades y de terror que han venido generando. El tener la conciencia limpia es lo que nos sostiene», concluyó Zoilamérica.

El contenido que acabas de ver es producido por un equipo periodístico que se esfuerza y se arriesga cada día en medio de la persecución y la censura. Enfrentamos muchos desafíos para que los nicaragüenses se informen.

Danos tu apoyo para seguir.

El contenido que acabas de ver es producido por un equipo periodístico que se esfuerza y se arriesga cada día en medio de la persecución y la censura. Enfrentamos muchos desafíos para que los nicaragüenses se informen.

Danos tu apoyo para seguir.

Suscribite ahora mismo y recibí gratis nuestras noticias recientes.