¿Qué medidas debe tomar el Minsa ante la posible llegada de la «viruela del mono»?

La viruela del mono se ha extendido por varios países a nivel internacional, pero ¿está lista Nicaragua para enfrentarla? ¿qué se debe hacer para prevenirla?

Son al menos tres países en América Latina los que han reportado casos de la nueva viruela del mono, entre ellos el vecino Costa Rica, que este miércoles reportó su primer caso, en una turista noruega de 21 años, que transitó por varias ciudades de ese país antes de ser identificada.

En Nicaragua, a pesar que la vocera gubernamental, Rosario Murillo, ha dicho que están vigilantes ante dicha enfermedad, no han divulgado ninguna campaña de prevención contra la patología, y todo apunta a que al igual que con el COVID-19, las acciones inicarán a promoverse hasta que se reporte un caso en el país.

Hay que aprender de las experiencias

El médico epidemiólogo Leonel Argüello, explica que en situaciones como estas, en que la integridad, salud, o seguridad de las personas está en riesgo, hay que mantenerse siempre alertas, y aprender de las experiencias pasadas, como en el caso del COVID-19 en el año 2020, que Nicaragua prácticamente estaba desprotegida cuando se reportaron los primeros casos del virus.

Costa Rica reporta primer caso sospechoso de viruela del mono

«La experiencia del COVID19 nos enseña, primero, que no debemos desestimar a ninguna enfermedad. Segundo, hay que reconocer que la vigilancia y la prevención de las enfermedades es importante. Tercero que, actuar en base a evidencia científica y no a otras cosas, es fundamental. Cuarto: actuar tardíamente significa pérdidas de vidas humanas», señala el doctor.

Para Argüello, el gobierno nicargüense debería comenzar a preparar medidas y estrategias para prevenir la viruela del mono, y priorizar la salud. «Si se prioriza la economía sobre la salud, al final va a salir más caro», dice.

Hace falta medidas preventivas

El epidemiólogo expresa que para poder ejecutar de manera correcta una campaña contra la viruela del mono, el Ministerio de Salud (Minsa) debería reconocer sus errores durante el control del coronavirus, y prepararse mejor para lo que podría ser otra epidemia en Nicaragua.

«El Minsa debería fortalecer las medidas de prevención del COVID-19, porque eso va a ayudar también con otro tipo de enfermedades, no solamente de carácter respiratorias y gastrointestinales. Por otro lado, el Minsa debería tener una campaña educativa para la población y alertar más de todo, porque tenemos varicela en Nicaragua, y si estas dos enfermedades (viruela y varicela) no se estudian bien, es muy difícil diferenciarlas», destaca.

¿Qué es la viruela del mono, cómo se propaga y cómo prevenirla?

El especialista hace un llamado a las autoridades para ejecutar de forma oportuna las medidas preventivas para que la población nicaragüense actúe de manera correcta y sin entrar en pánico. Asimismo, para que sepan a qué se están enfrentando.

Además de medidas preventivas, el Minsa necesita capacitar a su personal para la identificación temprana y exitosa de esta enfermedad en Nicaragua, ya que esto permite que su control sea relativamente fácil, pero si estos factores se ignora, toda la población estará expuesta.

¿Cómo se transmite?

La viruela del mono es una enfermedad que se transmite por respirar cercano a un animal que esté infectado, comerse su carne o entrar en contacto con cualquier tipo de secreciones.

En caso de que el animal, en este caso un mono, se la haya pasado a un ser humano, este puede transmitirla por vía respiratoria, o por contacto con fluidos corporales.

Por lo tanto, las medidas de prevención principales son similares a las del COVID-19. Usar mascarillas, mantener el distanciamiento social y evitar el contacto con las personas.

¿Cuáles son los síntomas?

Entre los principales síntomas de la viruela del mono están los brotes en la piel que aparecen sin explicación. Además: dolor de cabeza, fiebre con temperatura superior a 38,5 ° C, inflamación de ganglios linfáticos (o glándulas inflamadas), dolor de músculos y cuerpo, dolor de espalda y debilidad profunda.

Esto sucede durante el cuadro inicial de la enfermedad. Luego, entre los primeros cinco días se desarrollan erupciones que comienza con frecuencia de un 95% de veces en la cara y luego se extiende a otras partes del cuerpo, como las plantas de las manos y pies, genitales y córneas.

El Ministerio de Sanidad de España, señaló que «En casos graves, las lesiones pueden coalescer hasta que se desprenden grandes secciones de piel».

En caso de presentar alguno de estos síntomas, Leonel Argüello recomienda «acudir al médico para descartar que no sea viruela del mono (…) las ampollas son lo que debería llamarle más la atención a la gente a la hora de buscar ayuda. Y hay que recordarles que no hay que tocarlas porque se transmite», dice.

 

El contenido que acabas de ver es producido por un equipo periodístico que se esfuerza y se arriesga cada día en medio de la persecución y la censura. Enfrentamos muchos desafíos para que los nicaragüenses se informen.

Danos tu apoyo para seguir.

El contenido que acabas de ver es producido por un equipo periodístico que se esfuerza y se arriesga cada día en medio de la persecución y la censura. Enfrentamos muchos desafíos para que los nicaragüenses se informen.

Danos tu apoyo para seguir.

Suscribite ahora mismo y recibí gratis nuestras noticias recientes.