Migrantes venezolanos sufren abusos y vejámenes por parte de funcionarios de Nicaragua

Funcionarios de migración de Bluefields les exigen el pago de 150 dólares y hasta los desnudan para buscar el dinero cuando dicen no portar esa cifra.

Abandonar su país debido a la crisis política y económica y pasar muchas necesidades durante el trayecto, no ha sido lo más desafiante para varios grupos de migrantes, en su mayoría venezolanos, que a su paso por Nicaragua son sometidos a tratos degradantes por parte de las autoridades de Migración y Extranjería.

Desde hace unos días se ha visto con regularidad la llegada de embarcaciones provenientes de Corn Island al puerto de Bluefields. Vienen cargadas de centenares de ciudadanos sudamericanos que han encontrado una nueva ruta para llegar a Estados Unidos, su destino final, en busca de mejores oportunidades.

El drama de la migración desvela cada día una cara cruel y dolorosa. La situación de ilegalidad con la que viajan los hace vulnerables y víctimas de injusticias.

El barullo de los recién llegados se ha vuelto común en Bluefields. Cuentan que su punto original de embarque fue San Andrés, Colombia, de ahí zarpan a Corn Island y luego llegan a la cabecera departamental de la Costa Caribe Sur.

Algunas son familias completas. Su equipaje es ligero pues la jornada es larga y peligrosa. Saben que deben sortear diferentes obstáculos, uno de los más difíciles, el que encontraron al tocar suelo nicaragüense. Las autoridades migratorias les exigen un pago de 150 dólares por persona, incluso a bebés, para poder continuar su tránsito por el país.

Venezolanos sobrevivientes del accidente de Estelí ofrecen recompensa por pasaportes y cédulas

Venezolano alza la voz

Luis Alfredo fue uno de los venezolanos que venía en uno de los barcos que arribó a Bluefields. A través de su cuenta de Facebook este hombre denunció cómo las autoridades obligaron a un grupo de 50 personas, del cual formaba parte, a pagar la cantidad de 150 dólares en concepto de salvoconducto, lo hicieron rebuscando en sus maletas y tomando el dinero por la fuerza.

“En un principio creíamos nos tendrían consideración por lo difícil que ha sido salir de casa con lo completo y solicitamos se nos permitiera dar lo que cada quien pudiera, pero nos metieron en un cuarto, nos hicieron quitar la ropa para revisar, así mismo nuestros equipajes, los revisaron y tomaron los 150 dólares a un grupo aproximado de 50 personas. Nos dejaron a la intemperie, no fueron amables de llevarnos a la terminal, nos tocó caminar y buscar salir lo más pronto para continuar nuestro viaje”, relató el migrante.

Mensaje de denunciante. Fuente: Voces en Libertad.

En un video compartido en la cuenta de Instagram del usuario Noticias de Nicaragua se observa claramente cuando un oficial de migración baja las orientaciones a los migrantes.

“Estamos claros que ustedes ingresaron al país de manera irregular. La manera que ustedes tienen para seguir el tránsito en nuestro país es que paguen un arancel de 150 dólares… ustedes lo cancelan e inmediatamente sólo registramos, por si acaso en otro retén a ustedes los retienen a nosotros nos llaman, nos pasan el nombre e inmediatamente ustedes se van…vamos a hacerlo en orden para que puedan continuar su tránsito”, les dice el agente.

Ismael Isaac Castillo Herrera fue el funcionario de Migración y Extranjería que atendió al grupo de 50 personas en donde viajaba Luis Alfredo, venezolano que denuncia el cobro de 150 dólares de salvoconducto. Foto: Voces en Libertad.

La incomodidad de los migrantes es evidente, le preguntan si ese valor es por cada uno y si incluso los niños deben pagar “Si, sí cada uno, los niños también” “¿y los que no tenemos? – le cuestiona una mujer- “vamos hacer coordinación con Managua para ver de qué manera solucionamos”, asegura el funcionario de migración.

Luis Alfredo confirmó a este medio de comunicación que su grupo ya se encuentra pasando la frontera mexicana, hasta el momento no han tenido mayores inconvenientes. “Si no estuviera en una zona tan peligrosa, les mando un video dando más detalle”, aseguró el migrante, quien quiso hacer esta denuncia para advertir a los miles de compatriotas venezolanos, que vienen por esta ruta, a que estén preparados para este cobro que, sin duda, les golpea el bolsillo.

La pregunta que surge a los migrantes afectados es ¿quién y cómo se administran esos fondos? pues, de acuerdo al denunciante, no se entrega ningún tipo de recibo o documento que evidencie el pago de ese arancel.

En los últimos días han llegado al menos 200 migrantes a Bluefields, pagando cada uno de ellos 150 dólares a los oficiales de Migración y Extranjería de ese puerto del Caribe Sur, lo que representaría unos 30 mil dólares.

Cuerpos de venezolanos fallecidos en accidente en Estelí ya fueron repatriados

Recepción en el muelle solo es un montaje

El jueves 11 de agosto, otro grupo de 100 migrantes llegó a la isla de Corn Island con la misma ilusión de pasar hacia los Estados Unidos.

“Uno de los grupos fue retenido por la falta del pago de 150 dólares en concepto de salvoconducto. Las súplicas de los venezolanos y peruanos no tuvieron efecto ante las autoridades, ya que éstos no lograron viajar hacia Bluefields para continuar su travesía…nos llegan a esperar al muelle para trasladarnos y exigirnos el pago de migración, luego nos dejan sin orientarnos, nosotros solo estamos de pasada por su país, no pretendemos quedarnos”, detalló el migrante venezolano.

Al muelle de Bluefields siguen llegando barcos cargados de migrantes provenientes de Corns Island. Foto: Voces en Libertad.

Práctica común

En el reportaje “Senderos Clandestinos”, elaborado por el portal periodístico “Migrantes de otro mundo” se recoge también que esta práctica la realizan los oficiales de migración en la frontera sur de Nicaragua.

“El gobierno de Nicaragua les cobra 150 dólares de salvoconducto para dejarlos pasar por el país. Le cobran el mismo monto hasta a un recién nacido. Así lo relataron vecinos de la frontera, migrantes y autoridades policiales de Costa Rica, a La Voz de Guanacaste, socio de la investigación transfronteriza Migrantes de Otro Mundo, en la que participaron CLIP y otros 16 medios periodísticos. Quisimos tener la versión oficial y detallada del gobierno nicaragüense, pero no hubo respuesta a las consultas enviadas vía correo electrónico. Tampoco hay información pública sobre este tema”, se lee en la investigación.

La Plataforma de Coordinación Interagencial para Refugiados y Migrantes (R4V) lleva un registro detallado de los migrantes venezolanos y cuáles son los países en dónde se encuentran.

 

 

El contenido que acabas de ver es producido por un equipo periodístico que se esfuerza y se arriesga cada día en medio de la persecución y la censura. Enfrentamos muchos desafíos para que los nicaragüenses se informen.

Danos tu apoyo para seguir.

El contenido que acabas de ver es producido por un equipo periodístico que se esfuerza y se arriesga cada día en medio de la persecución y la censura. Enfrentamos muchos desafíos para que los nicaragüenses se informen.

Danos tu apoyo para seguir.

Suscribite ahora mismo y recibí gratis nuestras noticias recientes.