Alfredo César advierte que no le importa dividir el voto opositor

La próxima semana  se lanzará el «Bloque Político de Centro – Derecha» que busca establecer una alianza electoral en contra del gobierno de Daniel Ortega, excluyendo partidos y movimientos con ideología de izquierda.

El Partido Conservador es uno de los que confirma su integración a esta nueva propuesta política. Su presidente Alfredo César, dijo a Nicaragua Investiga que la conformación de este bloque se planifica desde hace tres semanas e incluirá a la organización República Avanza, dirigida por Noel Vidaurre.

César reconoce que el lanzamiento de un nuevo actor político dentro de la oposición dividiría el voto contra Ortega, pero dice no tener más opciones porque acusa a la Coalición de estar bajo dominio del socialismo.

«Pues sí, claro que sí pero ideay, ¿cuál es la otra opción? ¿ser parte de una coalición que domina la izquierda socialista?. No podemos», respondió el representante del Partido Conservador a esta interrogante.

https://www.nicaraguainvestiga.com/advierten-que-alfredo-cesar-pretende-infiltrarse-en-la-alianza-civica/

¿PLC también podría unirse?

César afirma que el diputado del Partido Liberal Constitucionalista Miguel Rosales, también considera unirse a este grupo. Rosales participó recientemente en las reuniones que sostuvo el PLC con la Coalición Nacional para explorar la posibilidad de aceptar el llamado de unidad con fecha límite para este 25 de febrero.

Sin embargo, este miércoles Miguel Rosales negó a Canal 10 de televisión estas supuestas conversaciones y aseguró que apuestan a la Coalición Nacional.

«Estamos haciendo esfuerzos institucionales para participar plenamente en esta gran coalición, le damos nuestro voto de confianza, nuestro respaldo enérgico institucional», manifestó el diputado liberal.

César explicó que está previsto que esta alianza de centro derecha tenga listos todos sus órganos de gobierno y sus programas para finales de marzo.

La semana pasada, Álvaro Robelo lanzo en Costa Rica, otro bloque de oposición llamado Arriba Nicaragua, lo que indica que en lugar de integrarse a medida que se acerca la fecha límite acordada para la unidad definitiva, los esfuerzos de oposición se dispersan para beneficio del FSLN que ha contado históricamente con un «voto duro» del 38%.

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.