Moody’s: Nicaragua no crecerá económicamente en el 2021

La agencia calificadora de riesgo Moody’s indicó que la pandemia del COVID19 debilitó los ingresos de los países de la región centroamericana y aumentó de forma sustancial sus déficits. Para el 2021, se espera un panorama de crecimiento, aunque Nicaragua es el único país que no seguirá el mismo patrón.

«La pandemia empujará a la región a una aguda recesión económica en 2020, con un repunte en el 2021 para todos, menos Nicaragua», indicó la agencia.

De acuerdo a Moody’s, el Producto Interno Bruto (PIB) de Nicaragua se contraerá un 4% o más. Por su parte, el Banco Mundial (BM) prevé una contracción de la economía nicaragüense del 6.3%, y el FMI espera una caída del 6%.

La agencia calificadora señala que todas las economías centroamericanas se encuentran en recesión, ya que la economía interna se paralizó para contener la expansión del virus.

Moody’s estima un crecimiento para la región de Centroamérica, menos para Nicaragua: Foto: DW

Alerta para la economía de Nicaragua

Entidades financieras regionales como la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) estima que Nicaragua presentará una contracción del 8.3% en su economía durante este 2020.

La cifra se acerca a las estimaciones que ya había realizado la Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social (Funides), quienes calculan un cierre entre el -6.5% y el -13.7%.

Además, supera al doble las estimaciones que ha realizado el Banco Central de Nicaragua, que considera que habrá un cierre negativo de apenas el 4% o 4.5%.

La Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social (FUNIDES), consideró meses atrás que es necesario implementar «una estrategia integral para hacer frente a la crisis sanitaria» y sugiere que las medidas adoptadas por otros países de la región, podrían servir de ejemplo para crear esta estrategia nacional.

Funides advirtió que en caso de que los demás países del mundo logren controlar la pandemia y pueda haber una recuperación económica, esto no pasaría en Nicaragua si no se controla el virus de igual manera que en las demás naciones, y por ello insiste en la necesidad de implementar medidas efectivas frente al COVID19.

La Cepal prevé que 30 millones nuevos pobres y 11 millones 600 mil desempleados dejará la pandemia de COVID19 en la región.

Antes del estallido social de abril del 2018, los depósitos bancarios se ubicaban en 5,112 mil millones de dólares y hoy se ubican en 3,841 mil millones de dólares, lo cual permite que los bancos tengan una liquidez del 47%, según un informe de Funides.

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.