Gobierno sandinista reconoce caída general de la economía en 2020

El presidente del BCN, Ovidio Reyes, reconoció que la economía nicaragüense se vio afectada por la pandemia y por los huracanes Iota y Eta

Este miércoles el Banco Central de Nicaragua (BCN) presentó su más reciente informe sobre el estado de la economía nacional y las perspectivas a marzo de 2021, por medio del cual se dio a conocer finalmente que el Producto Interno Bruto (PIB) del país se contrajo un -2% durante el 2020.

El presidente del BCN, Ovidio Reyes, reconoció que la economía nicaragüense se vio afectada por la pandemia y por los huracanes Iota y Eta. El informe muestra que durante el I trimestre hubo un crecimiento dirigido a la recuperación económica, sin embargo, en el II trimestre la pandemia revirtió esta tendencia, principalmente en las actividades del sector de servicios y del turismo.

Actividad económica en Nicaragua cayó -2.5% en 2020

Fue a partir del segundo semestre del año que inició a presentarse una recuperación. Según la encuesta continua de los hogares, la tasa global de participación laboral se redujo a 66.5% en el segundo trimestre del 2020, «para luego recuperarse en el tercero y cuarto trimestre a 70.5%, resultando en un aumento estimado de 218,456 ocupados con respecto al segundo trimestre de 2020».

Entre los datos destacados por Reyes sobre la recuperación que tuvo la economía están el aumento de los afiliados al Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS) entre los meses de agosto de 2020 y febrero de 2021, con 51,921 asegurados «luego de 5 meses consecutivos de desafiliación neta». El aumento del 10% en las remesas que alcanzaron la cifra de 957.8 millones en 2020, es decir el equivalente al 7.6% del PIB.  Y el crecimiento en las exportaciones de mercancías un 5.8% interanual. En cuánto a la deuda pública, Reyes aseguró que esta «mantuvo niveles sostenibles», aunque esta representó un 64.8% del PIB.

Pero el informe no refleja únicamente los aspectos positivos del 2020, también se muestra la considerable reducción del turismo del 61.5%, la caída en los flujos de la inversión extranjera directa en 63.8% y la disminución en 14.7% en las exportaciones de zona franca.

Enfoque en la intermediación financiera

Durante el año 2020, los depósitos crecieron «como resultado de la incertidumbre que condujo a un menor gasto agregado, lo que conllevó a un aumento del ahorro precautorio de los hogares y de las empresas» detalló Reyes. Para este año 2021, destaca que la política monetaria del BCN hará énfasis en la intermediación financiera y la recuperación del crédito bancario «aunque no se esperan rebajas adicionales en las tasas de interés del BCN y particularmente en la tasa de referencia monetaria».

Hasta el mes de febrero, la actividad financiera registró un aumento de 2 dígitos en los depósitos y menores tasas de reducción del crédito de -3.5% interanual, esta ha sido la menos negativa desde noviembre de 2018, año en el que el crédito comenzó a presentar una baja.

Confían en recuperación este año

Para 2021, el presidente del BCN asegura que se estiman resultado positivos en las principales variables macroeconómicas, «considerando la trayectoria de recuperación observado al cierre de 2020 y un entorno externo favorable caracterizado por la reactivación económica mundial», aunque reconoció que aún persiste «la incertidumbre y riesgos de que un rebrote del COVID-19 y sus variantes, que vuelva a motivar la opción de nuevos confinamientos que frenen la recuperación o al menos la limiten».

Según Reyes, se espera que la economía nicaragüense «después de tres años de tasas negativas de crecimiento, retorne a la senda de crecimiento positivo en 2021» con una tasa de crecimiento entre 2.5% y 3.5%, y un «desempeño favorable» que también confía se refleje en el mercado laboral.

Precios de combustibles y canasta básica asfixian a los nicaragüenses

De igual forma, se proyecta una tasa de inflación en un rango de entre 3.5 y 4.5%, lo que reflejaría un incremento respecto a 2020 «debido principalmente al crecimiento en los precios internacionales de los combustibles y al aumento de precio de las principales economías del mundo, las que se están ajustando por la mayor demanda y por el aumento de los costos originados por la reasignación de la producción y el comercio que sucedió después de la pandemia».

Sin embargo, expertos independientes no ven con tal optimismo el comportamiento de la economía para este 2021, sobre todo debido a la incertidumbre que prevalece al tratarse de un año electoral. La Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social (Funides) ha previsto un crecimiento de apenas 0.9% en comparación al 2020.

El contenido que acabas de ver es producido por un equipo periodístico que se esfuerza y se arriesga cada día en medio de la persecución y la censura. Enfrentamos muchos desafíos para que los nicaragüenses se informen.

Danos tu apoyo para seguir.

El contenido que acabas de ver es producido por un equipo periodístico que se esfuerza y se arriesga cada día en medio de la persecución y la censura. Enfrentamos muchos desafíos para que los nicaragüenses se informen.

Danos tu apoyo para seguir.

Suscribite ahora mismo y recibí gratis nuestras noticias recientes.