Policía asedia e impide ingreso de trabajadores del movimiento María Elena Cuadra

Esta mañana la Policía Nacional impide el ingreso de los trabajadores a las oficinas del Movimiento de Mujeres María Elena Cuadra, así lo denunció Sandra Ramos, quien es la directora.

En el lugar se observa que aproximadamente 10 agentes policiales están en los perímetros de dicho movimiento que ha rechazado la inoperancia del Gobierno ante los hechos que han violentado los derechos de las mujeres.

Sandra Ramos al hacerse presente al lugar increpó a los agentes policiales, sin embargo, no tuvo respuesta alguna.

«Me sorprende, aquí estoy, a mi no se me ha notificado nada. Amenazas han habido siempre, pero este zarpazo me parece que algo inaudito. Están abusando al derecho a la libertad de manifestación y el derecho de defender derechos», señaló.

Además dijo que no es la primera vez que sucede eso en el país, «nosotras acompañamos cada año más de 16 mil mujeres cada año, nunca hemos querido hacer uso de las mujeres para instrumentalizar a las mujeres, jamás, vamos a seguir defendiendo a las mujeres».

«El María Elena Cuadra es un espíritu de lucha, si nos toca estar debajo de un árbol ahí vamos a estar. María Elena Cuadra es más que esas cuatro paredes. Vamos a denunciar a nivel internacional», aseguró Ramos.

Vilma Núñez, presidente del Centro Nicaragüenses de Derechos Humanos (CENIDH), condena y rechaza la acción a la que cataloga como una agresión por parte de la Policía Nacional.

“Tenemos que actuar, en este momento estamos denunciando internacionalmente, es el momento de para de una vez por todas esta situación”, dijo Núñez.

Ortega criminaliza la construcción de la democracia, advierte Fundación Violeta Barrios de Chamorro

Además, dijo que no hay que perder la calma, pero que se debe actuar con firmeza ante violaciones de derechos humanos que vulneran la seguridad de los ciudadanos.

“Que al María Elena Cuadra no le pase lo que sucedió con las 10 organizaciones anteriores, no lo permitamos por favor”, imploró la defensora.

Denis Darce de la Comisión Permanente de Derechos Humanos se hizo presente al lugar y dijo que al increpara a la Policía Nacional le dijeron que no podrían dar ninguna declaración porque se trata de una operación secreta de la institución.

«No nos dijeron nada, pregunté que si era un trabajo secreto  y me dijeron que si. Tiene que ver básicamente con las motivaciones del gobierno», explicó Darce.

Además subrayó que el hermetismo de la policía indica que continúan limitando el ejercicio de los derechos de todos los nicaragüenses.

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.