Presunta red de estafas bajo el amparo de las autoridades en Estelí

Desde hace unos tres años, la población esteliana es afectada por presuntas estafas de fuertes cantidades de dinero realizadas por un negocio, que trabaja con autorización de las instituciones gubernamentales. 

Cientos de personas han sido afectadas en la ciudad de Estelí en los últimos tres años, aproximadamente, al ser presuntamente estafadas en un negocio donde los trabajadores del local salen a interceptarlos a la calle para engañar ofreciéndoles regalías de camisetas o calendarios y al entrar al local o al tocar el falso regalo, los pobladores empiezan a sentirse confundidos y los inducen a participar en un juego donde hay quienes han perdido hasta 17,000 córdobas. Tal situación se vive en varias ciudades del país bajo el amparo de las autoridades orteguistas, aseguran los afectados. 

Dicho negocio en Estelí funciona con la autorización de instituciones gubernamentales como la Alcaldía, la Policía y la DGI. Ahora, además, están siendo afectados muchos comerciantes que se ubican en las cercanías de dicho local, puesto que los presuntos estafadores ingresan hasta las tiendas o se ubican en las esquinas cercanas para interceptar personas y llevárselas para despojarlas de su dinero. Por lo tanto, a los comerciantes que tienen décadas de laborar debidamente en la ciudad, se les han bajado las ventas y hay dos tramos que ya tuvieron que ser cerrados. Además, que a diario ellos son testigos de tales injusticias.

Muchos comerciantes de la zona céntrica también son afectados.

Los señalados de estos perjuicios se han ido cambiando por distintos puntos de la ciudad, inicialmente estuvieron cerca de La Curacao (muy próxima a la “Esquina de los bancos”), luego se ubicaron contiguo a la tienda El Bombazo (cerca del Parque Infantil), también se instalaron a cuadra y media del Parque Central, posteriormente a otro local ubicado de Textiles Kanán media cuadra al sur y ahora están de Textiles Kanán 25 varas al oeste. Todos estos puntos forman parte de la zona más comercial y concurrida de Estelí.

Decenas de afectados han expuesto públicamente la situación en reiteradas ocasiones ante un medio de comunicación regional, también han denunciado formalmente ante la Policía Nacional y recientemente los comerciantes llevaron a la alcaldía una carta firmada por aproximadamente 100 personas solicitando una respuesta por tal problemática, pero el tiempo pasa y los supuestos estafadores continúan laborando con la autorización y amparo de las autoridades.

Aduana premia a sus trabajadores con bonos de hasta 500 dólares

El comerciante Pedro Talavera dijo: «hago un llamado a las autoridades para que tomen cartas en el asunto, porque prácticamente ese es un modo de operar de estafa. Y a la población yo le digo que no se deje engañar, que son estafadores. Nosotros hemos visto cómo sale llorando de ahí la gente». 

Así mismo, don José Alfredo, quien también es comerciante de ese importante sector, señaló que «no deberían de darle permiso a ese tipo de personas, para ese tipo de negocios, porque eso es una estafa lo que le hacen a la gente. Totalmente también nos han perjudicado a nosotros los comerciantes».

Además de estafar, amenazan a periodistas 

Como parte de un ejercicio periodístico ético, dos periodistas independientes de Estelí (una mujer y un varón, ambos jóvenes profesionales), se dirigieron a dicho establecimiento en busca de la versión de la parte aludida. Sin embargo, se negaron a brindar declaraciones y cuando los comunicadores se dispusieron a realizar imágenes desde otro extremo de la calle, los señalados empezaron a aproximarse y les siguieron durante casi una cuadra gritándoles “tranqueros”, les tomaron fotos, videos y los amenazaron con que tales imágenes las llevarían a la Policía “por tranqueros”.

Los periodistas grabaron evidencias de lo sucedido y pese a que cuestionaron a los agresores el porqué de los señalamientos políticos, si se les buscaba por otro tema, el grupo de cuatro hombres y una mujer se limitó a seguir grabando, tildándolos de tranqueros y amenazándolos con exponerlos ante la policía (como si el periodismo fuese delito y sus estafas estuvieran amparadas por la ley). Además, omitieron referirse sobre las denuncias en su contra.

Esta no es la primera vez que los presuntos estafadores realizan este tipo de señalamientos contra periodistas, puesto que hace aproximadamente un año, también tildaron de “golpistas” a dos comunicadores cuando buscaban su versión de los hechos, mientras se observaba pegado en un vidrio el permiso de la alcaldía orteguista.

¿Cómo va Nicaragua en la digitalización de las transacciones? Esto es lo que debes saber

El problema no es sólo en Estelí

La ciudad de Estelí fue uno de los primeros sitios donde empezó a operar lo que parece ser una red de estafadores, donde han prevalecido pese a las decenas de denuncias. No obstante, hay ciudadanos que han reportado también esta problemática en Jinotega, Masaya, León, Bluefields, San Sebastián de Yalí, entre otras ciudades. Cabe señalar, que en San Sebastián de Yalí, donde la alcaldía es opositora, no recibieron autorización de la municipalidad para operar, pero, fueron autorizados por la policía y así han logrado funcionar bajo el amparo de estas autoridades que se supone deberían velar por el bienestar y seguridad de la población. 

El contenido que acabas de ver es producido por un equipo periodístico que se esfuerza y se arriesga cada día en medio de la persecución y la censura. Enfrentamos muchos desafíos para que los nicaragüenses se informen.

Danos tu apoyo para seguir.

El contenido que acabas de ver es producido por un equipo periodístico que se esfuerza y se arriesga cada día en medio de la persecución y la censura. Enfrentamos muchos desafíos para que los nicaragüenses se informen.

Danos tu apoyo para seguir.

Suscribite ahora mismo y recibí gratis nuestras noticias recientes.