La liebre y la Tortuga – Por Lafito

Con una oposición intimidada, acostumbrada a dormir, en entre algodones, pareciera que a éste pobre país nunca nos llegará la democracia. Tan lenta nos parece…
De algo si debemos estar seguros, que, en ésta realidad, jamás veremos a la liebre de la dictadura, dormirse en sus laureles.

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.