Policía Nacional detiene a líderes opositores de la Alianza Cívica y Movimiento Campesino

La Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia (ACJD)  denunció en sus redes sociales que en horas de la mañana de este 15 de julio, efectivos de la policía nacional irrumpieron en una reunión que se realizaba entre líderes de su organización y el Movimiento Campesino en el departamento de Río San Juan, llevándose detenidos y sin justificación a 10 opositores que se encontraban en el lugar.

«Esta mañana, integrantes de nuestra Alianza realizaban una reunión en el municipio de El Almendro, Río San Juan; cuando la policía irrumpió y se llevó detenidos a Elvin López vicepresidente de la Alianza Cívica en Río San Juan, Armando Robles coordinador de la Alianza Cívica en Morrito y a ocho integrantes del Movimiento Campesino» denunció esta organización opositora.

Asimismo, Yunova Acosta, quien es miembro de la Comisión de Verificación de Seguridad de la ACJD, dijo en entrevista a Nicaragua Investiga que los opositores fueron liberados horas después de su arresto repentino.

Familias narran las precarias situaciones en que se encuentran los presos políticos

«La policía tiene localizados a lideres locales, sabemos que la parte de Rio San Juan es bastante militarizada y asediada, y había gente del Movimiento Campesino, otras organizaciones y gente de la Alianza Cívica, quienes tenían una pequeña reunión», expresó Acosta.

Por su parte, Lener Fonseca vice-coordinador del Movimiento Campesino, confirmó que hasta ahora la única persona detenida sin justificación por las autoridades policiales es Elvin López, aunque la ACJD ha dicho que «ya han sido liberados».

Según una lista compartida por Acosta a Nicaragua Investiga, entre los detenidos estaban: Elvin López, Genoveva Gaitán, Cresencio Gaitán, Justo Gaitán, Wilfredo Robles, Deyner, Laureano López Pérez, Antonio Herrera, Armando Robles, entre otros.

Policía detiene opositores de cara a celebraciones sandinistas

Acosta cree que la detención «arbitraria» de los líderes opositores se debe a intimidaciones por la policía ante reuniones que puedan alarmar un supuesto «atentado» de cara a las celebraciones del 42 aniversario de la revolución sandinista.

«Ya sabemos que en este país es prohibido hacer reuniones con estos liderazgo, porque ya creen que va hacer un atentado hacia esta fechas que significan importantes para la dictadura de Ortega y Murillo» aseguró Acosta.

La Alianza Cívica exigió que «se respeten sus derechos civiles y políticos» respaldados en la Constitución Política de Nicaragua en la que establece que «se reconoce el derecho de reunión pacífica; el ejercicio de este derecho no requiere permiso previo» en el Artículo No 53.

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.