Iglesia en Monimbó sigue con graves daños en su infraestructura tras «Operación Limpieza»

Durante la Operación Limpieza que se llevó a cabo el el 17 de julio de 2018, la iglesia Santa María Magdalena, en Monimbó recibió graves daños en su infraestructura que ascienden entre 7 mil y 8 mil dólares

A dos años de la llamada «Operación Limpieza», en Masaya que dejó varios muertos, la iglesia Santa María Magdalena, ubicada en Monimbó, y que fue atacada también por paramilitares que se tomaron el templo, continúa con severos daños, señaló a Nicaragua Investiga, Delia López, coordinadora del consejo parroquial.

Durante la Operación Limpieza que se llevó a cabo el el 17 de julio de 2018, la iglesia recibió graves daños en su infraestructura que ascienden entre 7 mil y 8 mil dólares, ya que dañaron puertas, quebraron ventanas de vidrio, “robaron” artículos religiosos y electrodomésticos que se encontraban en una bodega

Las autoridades religiosas han iniciado las obras de reparación en el templo, sin embargo está dividida en varias etapas para no afectar las diferentes actividades parroquiales y no generar mayores gastos.

La coordinadora del consejo parroquial Delia López, dijo que solo llevan tres etapas y el resto se ha frenado por la pandemia y por falta de fondos. “Nos ahorramos en la demolición, un gran capital porque lo hicieron los miembros de comunidad y en la comida el Padre comenzó a gestionar a entidades para buscar el arroz, los frijoles” detalló López.

Denuncian que persiste maltrato contra exconcejal sandinista detenido por el gobierno en Masaya

“Esta parroquia ha sido acopio de víveres, programas para la gente desempleada, la gente en extrema pobreza, las víctimas del Covid y también los presos, ex presos, las madres de los que cayeron (…) hemos apoyado, desde 2018 ; aquí se han entregado casi tres mil víveres y tenemos un programa ahorita de inserción laboral (…) a través de la arquidiócesis, Caritas Nicaragua y otros donantes” enfatizó el sacerdote Pedro Méndez.

El ingeniero Holman Putoy quien tiene a cargo esta obra, explicó a Nicaragua Investiga que el proceso de construcción ha sido lento debido a la situación económica que vive el país. “Se instaló un techo nuevo, se reforzó la estructura, se demolieron las paredes laterales tanto norte como sur y se levantaron nuevas. Actualmente el proyecto está parqueado por recursos económico” añadió.

Brutal ataque de turbas pro gobierno a opositores en Masaya

Un año de pandemia

Esta obra tiene un costo de casi 10 millones y medio de córdobas y ha sido detenida ya que la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN) limitó las actividades que aglomera gran cantidad de personas en un lugar, mismas que generaban ingresos para el proyecto.“Lo han hecho las comunidades parroquiales, han puesto una cuota, a través de kermés, rifas, etc. El 20 de marzo vamos a cumplir un año de haber detenido todo por la pandemia” dijo el sacerdote Pedro Méndez.

La obra parroquial es un clásico-moderno, según el ingeniero Putoy y se construye sobre 500 metros cuadrados más, en relación al templo actual. “Estábamos viendo salir de lo tradicional», sostuvo Putoy.

“Pedimos a la feligresía que nos apoye, que nosotros vamos a seguir trabajando el diseño y la construcción y esperamos que en un futuro Dios nos conceda seguir y hacer esta otra parte de la construcción para que los monimboseños podamos disfrutar de algo bonito que es la casa de Dios” concluyó el ingeniero.

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.