Iglesia Católica se pronuncia en medio de ataques del oficialismo

El comunicado surge en medio de un negativo contexto y una intensificación de las tensiones entre la Iglesia Católica y el gobierno de Nicaragua.

La Conferencia Episcopal de Nicaragua emitió un pronunciamiento esta mañana ante «las amenazas de la pandemia; la grave crisis institucional, política y económica; y delante del panorama de las próximas elecciones» que vive Nicaragua en estos momentos.

Fiscalía solicita tres meses de prisión a Juan Sebastián Chamorro y Félix Maradiaga

El comunicado surge en medio de un negativo contexto y una intensificación de las tensiones entre la Iglesia Católica y el gobierno de Nicaragua. Hace unos días, el periodista sandinista William Grigsby, advirtió en su programa de radio que hacen falta capturados dentro de lo que denominan “Operación Danto 2021” y señaló que máximos jerarcas de la iglesia católica irían en esa lista por considerarlos “autores intelectuales” de la crisis de 2018.

Recientemente, Rosario Murillo también arremetió contra los religiosos. La vocera gubernamental afirmó que los obispos recibieron dinero para apoyar lo que ella llama “golpe de estado”. Murillo repitió que «la justicia tarda, pero llega» y aseguró que «ya era hora» de según ella, hacer justicia contra los opositores, pues era algo que «los nicaragüenses le pedían».

No es la primera vez que a nivel oficial se ataca a los obispos. En 2018, el mismo Daniel Ortega acusó a la alta jerarquía católica de haberse coludido con los empresarios para sacarlo del poder y los expulsó como mediadores del diálogo nacional por considerar que no tenían posiciones neutras.

Posicionamiento de la Iglesia

La Iglesia Católica rechaza en el comunicado «todo aquello que pretenda dañar la paz, fundamentada en la justicia y el respeto a los derechos humanos», y reconoce que «la verdadera paz es fruto de la justicia, virtud moral y garantía legal que vela sobre el pleno respeto de derechos y deberes».

Bob Menéndez tilda a Ortega como el «Kim Jong-un del hemisferio occidental»

«Queremos y preferimos para Nicaragua un sistema democrático donde la autoridad política es respetable ante el pueblo y los organismos representativos deben estar sometidos a un efectivo control por parte del cuerpo social», dice el comunicado firmado por la Conferencia Episcopal.

A través del escrito, reconocen la importancia de la separación de los poderes del Estado, de «no olvidar y volver la mirada» hacia quienes sufren por un familiar asesinado, desaparecido o detenido; y del respeto al voto «como resultado de unas elecciones libres y transparentes».

«Hay que evitar que en nuestra patria se institucionalice la restricción arbitraria e ilegal de las arbitrariedades ciudadanas, la persecución contra opositores y medios de comunicación, la persistente situación de injusticia, leyes en detrimento de los derechos humanos, asedio y hostigamiento político», dice la alta jerarquía católica.

«La unidad en torno a los principios morales que han sostenido nuestra historia es el primer paso para grandes cambios», recomiendan los obispos, que dicen que esa unidad debe ser “real y efectiva” por que aseguran que «todos tenemos derecho y obligación de comprometernos con la lucha cívica y pacífica en cualquier circunstancia».

«Asuma cada uno la responsabilidad que le corresponde» llama el clero católico, al mismo tiempo que convoca a una jornada de oración «por el fin de la pandemia, la conversión y la paz de Nicaragua».

Ayudanos a darte la mejor información

Suscribete ahora mismo y obten la mejor informacion del acontecer nacional e internacional.