Los hábitos alimenticios que debería tener en cuenta en tiempos de pandemia

El grave riesgo de complicación por COVID-19 en pacientes con obesidad se debe a causa de una mala alimentación; nutricionistas y expertos en salud han enumerado una lista de recomendaciones alimentarias.

Luego que estudios médicos determinaran el grave riesgo de complicación por COVID-19 en pacientes con obesidad a causa de una mala alimentación; nutricionistas y expertos en salud han enumerado una lista de recomendaciones alimentarias, así como algunos hábitos que deberán ser eliminados de la rutina diaria de la población, incluso, evitar el sedentarismo.

Si bien es cierto, después de superar los síntomas del COVID-19 la persona debería seguir una dieta balanceada y nutricional, así como ingerir mucha agua y la planificación de ejercicios diarios; al ser diagnosticado un paciente con enfermedades crónicas será aún más necesario iniciar una vida saludable ante la posibilidad de complicar o morir por COVID-19.

La Organización Panamericana de la Salud (OPS), explicó que la crisis pandémica pone en riesgo el bienestar nutricional de la población de los países de América Latina y el Caribe, pues la disponibilidad, el acceso físico y económico a los alimentos de calidad se ven amenazados, lo que conlleva a un mayor consumo desenfrenado de productos «ultraprocesados o preenvasados».

Bajos ingresos ponen en riesgo la calidad nutricional de los hogares nicaragüenses

Jennifer Chávez, nutricionista nicaragüense, ha orientado que la dieta no consiste en»dejar de alimentarse», sino en desarrollar un plan de alimentación para reducir porciones de alimentos en conjunto con una vida de ejercicios.

«Yo siempre le digo a mis pacientes que no es necesario dejar de comer para que puedan estar sanos. Por lo general se les manda una dieta balanceada que contenga lo suficiente en carbohidratos, proteína y grasa, al igual que las vitaminas y los minerales que deben estar integrados; por eso se les indica comer ensaladas, vegetales al horno, salteado, y otros que prefieren batidos», dijo Chávez.

Asimismo, cree que un mejor mecanismo de adaptación sería consumir en menor cantidad cada una de las porciones que más daño causa a nuestro cuerpo, y así con el pasar del tiempo el paciente abandone estos malos hábitos, ya que a su criterio, imponer una dieta estricta puede ocasionar que la persona se «aburra», deje el plan de alimentación y vuelva a los hábitos anteriores (efecto rebote).

Después de superar los síntomas del COVID-19, una persona debería seguir una dieta balanceada y nutricional, así como ingerir mucha agua y la planificación de ejercicios diarios

¿Qué no debes consumir en grandes cantidades?

Para iniciar un plan de alimentación es importante abandonar productos «chatarra» que en vez de aportarnos beneficios, afectan nuestra salud, incluso alimentos ya procesados que por la adición o introducción de sustancias (sal, azúcar, aceite, preservantes y aditivos) cambian la naturaleza de los alimentos originales, con el fin de prolongar su duración, hacerlos más agradables o atractivos.

Ejemplos: verduras o leguminosas enlatadas o embotelladas y conservadas en salmuera, frutas en almíbar, pescado conservado en aceite, y algunos tipos de carne y pescado procesados, tales como jamón, tocino, pescado ahumado; queso, al que se le añade sal.

Asimismo, los alimentos de origen animal deberán ser consumidos con moderación, pues su alto contenido en grasa saturadas se asocia a un incremento de los niveles de colesterol. Por eso, se recomienda consumir 2 raciones semanales de carne blanca, 1 de carne roja y 2 raciones de derivados tipo lácteos.

Evita consumir sal en grandes cantidades a diario pues el consumo excesivo de este producto puede provocar hipertensión y retención de liquido. Asimismo, el azúcar es un peligro pues es considerada una de las mayores causas de la obesidad en la población. Por otro lado, está el exceso de alcohol que es un factor de riesgo de hipertensión arterial, lo recomendado son una a dos copas de cerveza diario.

Para iniciar un plan de alimentación es importante abandonar productos «chatarra» que en vez de aportarnos beneficios, afectan nuestra salud.
Estas son las condiciones en las que se encuentra los reos políticos en Nicaragua

Además, es necesario abandonar las bebidas gaseosas ya que éstas aumentan los niveles de azúcar en sangre, inflamación del páncreas, diabetes, provoca sobrepeso y arterioesclerosis (una afección que se acumula dentro de las arterias y limita el flujo de sangre rica en oxígeno).

Nuevos hábitos alimenticios

Sin embargo, no todo es malo, pues un plan de alimentación deberá estar acompañado de frutas y verduras, ya que estas aportan beneficios naturales gracias a su bajo aporte calórico y a su alto contenido en vitaminas, minerales, fibra y antioxidantes. Se recomiendan cocinarlas mejor al vapor, al horno o a la plancha, nunca fritos.

Es importante aclarar que el consumo de frutas frescas constituyen un grupo de alimentos indispensable para nuestra salud y bienestar. Además, es recomendado la ingesta de agua, pues mejora el sistema inmunológico para luchar contra enfermedades como la gripe, cálculos renales, ataque cardiaco, entre otros.

Malos hábitos alimenticios afectan longevidad de los nicaragüenses

Por otro lado, se recomienda consumir aceite de oliva que nos ayuda a reducir el colesterol y proteger nuestro corazón. También el pescado, ya que contiene ácidos grasos omega 3 y 6, los cuales deben ser esenciales en nuestra dieta. Para tener una alimentación balanceada y saludable deberás:

  • Llenar la mitad del plato con verduras y frutas
  • Llenar un cuarto del plato con granos, la mitad de ellos integrales
  • Llenar un cuarto del plato con proteínas magras, sin olvidarse de variar las fuentes de proteínas y de consumir pescado dos veces por semana
  • Reducir el consumo de alimentos con mucha azúcar, sal y grasa agregada
Minsa oculta estadísticas del Mapa de Salud de 2021 ¿Cuál es la razón?

El ejercicio debe ser imprescindible en cada plan de vida saludable aunque sea por 30 minutos diarios; salir a caminar, correr, ejercicio caseros o hacer ciclismo. Asimismo, se deberá abandonar el cigarro o tabaco pues causa enfermedades del corazón, enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) (bronquitis crónica y enfisema), diabetes, osteoporosis, artritis reumatoide, entre otras.

De acuerdo a datos registrados por el mapa de salud de Nicaragua, estas enfermedades encabezan la lista de causas de muertes en 2020. Las tres primeras fueron por infarto agudo del miocardio, los tumores malignos y diabetes.

El contenido que acabas de ver es producido por un equipo periodístico que se esfuerza y se arriesga cada día en medio de la persecución y la censura. Enfrentamos muchos desafíos para que los nicaragüenses se informen.

Danos tu apoyo para seguir.

El contenido que acabas de ver es producido por un equipo periodístico que se esfuerza y se arriesga cada día en medio de la persecución y la censura. Enfrentamos muchos desafíos para que los nicaragüenses se informen.

Danos tu apoyo para seguir.

Suscribite ahora mismo y recibí gratis nuestras noticias recientes.